Historias

El viaje de Sabino

Cada año, ayudamos a más de 11,000 niños; 2,500 por diversos procedimientos médicos, desde resfriados a enfermedades renales; y 9,000 con la atención primaria y secundaria dental. Pero una persona joven realmente se destaca entre todos los que hemos ayudado. Su nombre es Sabino:

Sabino nació con una especie de espina bífida y cuando lo vimos por primera vez, a la edad de 12 años, él no podía caminar. Su madre, que había sido su cuidadora principal, había muerto y su nueva familia estaba pérdida en cuanto a cómo ayudarlo. No asistía a la escuela y permanecía sentado casi todos los días, solo, manchado de sus propias heces y orina.

Pro Niños logró que Sabino fuera provisto de aparatos ortopédicos, fuera proveído de suministro continúo de pañales; y mediante el asesoramiento, ayudo a la familia a diseñar un plan para el desarrollo de Sabino. Con el apoyo financiero por parte de nosotros, Sabino ahora viene a San Miguel dos veces a la semana para terapia física y los resultados han sido más que milagrosos.

Sabino es una joven determinado. Él ahora maniobra por todos lados por su cuenta con el uso de muletas; tiene un tutor y asiste a la escuela todos los días. Además, en lugar de rechazarlo o burlarse de él, los otros niños de la escuela se enorgullecen enormemente de sus logros. Al igual que nosotros.

Sabino Y esta maravillosa historia de éxito nunca hubiera sido posible sin acciones individuales de bondad de personas como ustedes, donadores de Pro Niños.

Sabemos que hay otros niños y niñas por ahí que necesitan nuestra ayuda tanto como Sabino, y con el apoyo generoso y continuo de usted vamos a encontrarlos y ayudarlos a ellos también.

Un donativo de usted es un verdadero acto de bondad y amor. Hizo un cambio milagroso en la vida de Sabino. Por favor encuentre en su corazón el dar, para que podamos seguir haciendo que estos milagros sucedan en la vida de otros niños.

En nombre de ellos y Sabino, todos nosotros en Pro Niños le damos las gracias.

parte superior

 

La Historia de José Gabriel

Jose GabrielJosé Gabriel es un niño de 10 años de la comunidad de Cañajo. En agosto del 2012 se le diagnosticó un meduloblastoma, un tipo de tumor cerebral. Familiares y miembros de la comunidad, le sugirieron a la familia José Gabriel venir a Patronato Pro Niños en busca de ayuda.

El tratamiento y seguimiento posterior de la condición José Gabriel estaba cubierto en su mayoría por el Seguro Popular, bajo su programa de financiamiento catastrófico. Sin embargo, con el fin de someterse a la cirugía, la quimioterapia, tratamientos de radiación y las posteriores citas de seguimiento, era necesario que José Gabriel y su familia para hacer frecuentes viajes al Hospital Regional de Altas Especialidades en León.

El Patronato Pro Niños estuvo dispuesto a apoyar a la familia cubriendo los costos de las visitas médicas a León ¡Por lo cual el padre de José está muy agradecido! El último tratamiento de José Gabriel fue en mayo del 2014 y ahora sólo necesita ser visto cada 3 o 4 meses para su monitoreo.

parte superior

El relato de Jesús Manuel

Jesus ManuelUn niño de seis años de aspecto saludable, llamado Jesús Manuel, llegó primero al Patronato Pro Niños cuando tenía sólo ocho meses de edad.

Jesús fue un bebé nacido en Nochebuena, y el segundo hijo de familia. Por desgracia, su primer hermano no vivió más allá de su primer año de vida. Su padre dice que cuando Jesús estaba a sólo 15 días de edad, empezó a vomitar cada vez que comía o bebía algo. Durante los primeros 18 meses de su vida, Jesús estaba entraba y salía del hospital con un diagnóstico de reflujo ácido, pero su vómito no cesó. A la edad de 15 meses, Jesús sólo pesaba 6 kilos (13.2 libras).

Un miembro del personal del Patronato Pro Niños recomendó el Instituto Nacional de Pediatría en la Ciudad de México, el cual finalmente fue capaz de diagnosticar y tratar con éxito a Jesús por diabetes insípida nefrogénica; una forma de diabetes insípida que se debe principalmente a la insuficiencia renal. El Patronato Pro Niños ha brindado apoyo a la familia para el transporte, medicamentos y terapia. Y ahora a los seis años de edad, Jesús tiene que volver a ese hospital únicamente  2-3 veces al año para sus chequeos.

parte superior

Acerca de Maria de los Angeles

Maria de los AngelesHace cuatro años, la familia de María de los Ángeles llegó al Patronato Pro Niños en busca de apoyo para las bolsas de diálisis que María necesitaba para su afección renal.

Luego, debido a un agravamiento de su condición, María se cambió a la hemodiálisis, el cual requirió de visitas a León tres veces a la semana. Esto implicó una enorme carga financiera para la familia, así que Patronato Pro Niños apoyó a la familia con el transporte en forma de vales de gasolina, para así poder asistir todas las citas que fueran necesarias. Finalmente en 2013, María fue candidata para trasplante.

La cirugía se realizó en el Hospital de Especialidades Regional de León, que es parte de la red de servicios médicos cubiertos por el Seguro Popular.
Cuando se le preguntó el padre de María que si tenía algo que le gustaría decirnos, dijo: "Nos abrazamos del Patronato...", porque en ese momento Patronato Pro Niños fue el único que les ofreció la ayuda que necesitaban.

parte superior

On behalf of all of them, Patronato Pro Niños thanks you.